El doctor Leonardo Nortes, urólogo pediátrico murciano con orígenes gallegos, se llevó un “gran disgusto” este domingo cuando se enteró de que la Catedral de Santiago se quedaba sin la función del Botafumeiro de los viernes por la tarde. Lo cierto es que la exclusiva de EL CORREO GALLEGO dio mucho de qué hablar e incluso trascendió más allá de nuestras fronteras. “Me llevé una decepción cuando me enteré. Soy un enamorado de Santiago, hasta el punto de que mi mujer y yo pasamos nuestra primera noche de la luna de miel en el Hostal de los Reyes Católicos”, explica en conversaciones con esta Redacción.
Se casó en Portomarín y cada vez que viene a la casa de su esposa procura visitar Santiago y disfrutar del exclusivo incensario. “Estoy dispuesto a pagar la función de todos los viernes del año con los beneficios de mi empresa en Galicia”, asegura. Y es que, además de su profesión como médico, el doctor Nortes es también presidente de la empresa Sistemas de Prevención Vial S.L. Se trata de un proyecto que comenzó hace unos años cuando “un amigo mío perdió la vida en la autovía de Alicante mientras intentaba poner los triángulos en la carretera. Fue arrollado por otro turismo”.

Fuente: ElCorreoGallego.es

Ver la noticia